¿Qué es la antidieta?

La antidieta no es una dieta para hacer sólo durante unos días, sino un conjunto de consejos que tienen como objetivo enseñar a combinar los alimentos en el camino de una vida más saludable y en la pérdida de peso.

Origen y bases de la antidieta

La antidieta es una tendencia dietética que nos proporciona algunos consejos para nuestra alimentación que buscan ayudar a perder peso y a tener una vida más saludable. Sus creadores fueron Harvey y Marlyn Diamond.

La antidieta entra en el grupo de las dietas disociadas, que buscan la adecuada combinación de los alimentos. Según los principios de la antidieta, una buena combinación de alimentos favorece una buena digestión, un buen nivel de energía y la capacidad de eliminar las toxinas y el exceso de peso. Para la antidieta no sería tan importante el contar las calorías ni la cantidad de alimentos, sino de comprender y conocer las combinaciones de los mismos, así como de los efectos que propician en nuestro cuerpo.

Antidieta

Un consejo básico es no combinar en la misma comida los hidratos de carbono y las proteínas, ya que su digestión necesita de diferentes sustancias (más alcalinas o más ácidas).

Otro aspecto muy importante en la dieta de la antidieta es el horario. Entre las 5 de la mañana y la 1 de la tarde estaríamos en la fase de la depuración o eliminación de toxinas y deberíamos de comer sólo fruta. De la 1 de la tarde a las 7 de la tarde, estaríamos en la fase de la digestión y de máxima energía; por lo que lo ideal sería comer ensaladas, sopas, verduras y hortalizas. De las 7 de la tarde a las 5 de la mañana, estaríamos en la fase de recuperación o reconstrucción corporal y es cuando no debemos ingerir proteínas o hidratos de carbono.

Antidieta y combinaciones de alimentos recomendables

Los hidratos de carbono son: cereales (arroz, trigo, avena, centeno, quinua, maíz, cebada), pan, patatas, pasta (espaguetis, fideos, macarrones, etc.) y todos aquellos alimentos con mucho almidón (nueces, dulce de batata, etc.).

Las proteínas son: carne, pescado, huevos, soja, lentejas, garbanzos, judías, guisantes, salchichas, queso de soja, gluten, etc.

Lo ideal sería comer verduras o ensaladas con un plato y elegir entre las proteínas o hidratos de carbono. Por ejemplo, verduras, un plato de pasta y pescado. Este sería el consejo dietético más importante de la antidieta.

Antidieta y combinaciones o asociaciones de alimentos NO recomendables

Ácido con ácido: no mezclar el vinagre con limón

Ácido con almidón: pomelo y plátano; vinagre y arroz, limón y espaguetis; pan y pomelo; piña y patata dulce, etc.

Proteína y almidón: pan con lentejas; soja y arroz, huevo y patata, etc.

Grasas y azúcares: almendras y dátiles; mantequilla y azúcar; etc.

Proteína y proteína: lentejas y huevo; carne y pescado, etc.

Almidón con almidón: pan y arroz; arroz y patatas; plátano con cereales, etc.

La antidieta

Otros consejos:

  • De manera general la antidieta recomienda comer fruta sólo por la mañana.
  • Los productos lácteos combinan con todo y se recomienda usar aceite vegetal en lugar de mantequilla o margarina.
  • La proteína, especialmente de origen animal, debe ser acompañada con ensalada.
  • No comer postre excepto si es lácteo.
  • Los tés deben ser bebidas sin edulcorantes.

Ventajas y beneficios de la antidieta

De inicio, un detalle muy importante es que nos hace conscientes de qué grupos o familias de alimentos (proteínas, hidratos, grasas, etc.) consumimos. En general comemos demasiado de un único grupo y poco de otros.

Otro detalle importante es que, con la antidieta, muchas personas aprenden a observar y a saber qué alimentos les producen gases, estreñimiento, etc. Poco a poco se consigue aprender cuáles son los alimentos que nos hacen sentir mejor y peor.

La antidieta permite perder peso sin contar calorías ni pesar los alimentos. No hay alimentos prohibidos, sino una forma adecuada y otra inadecuada de comer.

La antidieta es muy práctica a la hora de cocinar y de organizarnos (incluso si fuéramos a cenar a un restaurante) porque sabemos que debemos pedir un primer plato (verduras o ensalada) y un segundo plato (proteína o hidrato).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad