Dietas semanales para colesterol alto

En el mundo de las dietas mucho se ha escuchado sobre los alimentos altos en grasas, proteínas y colesterol. Todo el mundo le teme al colesterol, la amenaza de una vida con sobrepeso y problemas cardíacos. Pero, antes de comenzar con datos importantes para organizar un plan alimenticio para disminuir la presencia de este en el organismo, vamos a hablar de los tipos de colesterol.

En primer lugar hay colesterol, que se diferencian por su densidad. El de alta densidad es el comúnmente conocido como “Bueno”, pues entre sus propiedades está el reducir el nivel del colesterol de baja densidad, el “Malo” de la sangre. Este tipo de colesterol es producido de modo natural por el organismo, y lubrica las paredes de venas y arterias para que el colesterol de baja densidad (el malo), que ingresa al cuerpo al consumir altas cantidades de grasa animal y quesos madurados, no pueda acumularse en ellas y obstruir el flujo sanguíneo.

Es importante mantener un nivel bajo de colesterol de baja densidad en el organismo, los valores adecuados son los que se encuentran por debajo de los 130 mg/d. Para lograr esto comencemos a hablar del régimen alimenticio, a continuación algunas sugerencias de menús que se pueden crear para mantener al colesterol malo alejado de nuestras vidas.

Alimentos con altos niveles de colesterol

Alimentos con altos niveles de colesterol

Consejos y dietas semanales para colesterol alto

En primer lugar, disminuir las grasas saturadas y los alimentos cocinados con aceites es fundamental para controlar el nivel de colesterol de baja densidad. Con este mero cuidado en tu vida no necesitarás una dieta estricta, pero si ya es tarde acude al nutricionista y seguramente él te impondrá un régimen más o menos con las siguientes características:

En lugar de comer pocas veces al día pero en grandes cantidades reduce las porciones de comida y aumenta la frecuencia con la que comes. Es recomendable comer seis veces al día.

Cambia los quesos añejos por queso crema descremado, o cuajadas. También pues cambiar la leche completa por leche descremada y desayuna con cereales.
Al mediodía cambia las comidas ricas en grasa por ensaladas. Aún que sea difícil de creer una ensalada bien preparada y en abundancia aporta más nutrientes que un plato lleno de carne grasosa. Si de todos modos quieres comer carne consume pescados plancos cocinados a la plancha con aceite de oliva.

En la cena puedes comer ensalada de lechuga preparada con aderezos ligeros. Así como una porción de pollo a la plancha o un caldo de vegetales. Y con estos métodos lograrás en poco tiempo reducir tus niveles de colesterol malo y conservar todos los otros nutrientes que tu cuerpo necesita para un óptimo funcionamiento. Estos son nuestros ejemplos de dietas semanales para colesterol alto.

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com
  • Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad