5 efectos beneficiosos del ejercicio para la sociedad

En un congreso sobre actividad física y salud pública, los expertos destacaron el potencial de la impulsión para promover mejoras alrededor del mundo

Recientemente, la ciudad de Bangkok, en Tailandia, fue la sede del sexto Congreso Internacional de Actividad Física y Salud Pública. Al término del evento, varios profesionales se reunieron y redactaron un documento en el que piden apoyo para priorizar el combate al sedentarismo — de lo contrario, la meta de la Organización Mundial de la Salud de reducir en 10% la inactividad física en los niños hasta el año 2025 no será cumplida.

En este manifiesto, se presentan diversos problemas que seguramente serán amenizados en caso de que la actividad física ganara más atención de las autoridades y de la población como un todo. Ellas van más allá de los beneficios directos a la salud, que, de por sí, ya serían suficientes para justificar la inversión a nivel mundial. A continuación te presentamos algunos de los puntos más importantes que evidencian los beneficios del ejercicio para la sociedad.

1) La actividad física es un factor clave para controlar la epidemia de enfermedades crónicas

Diabetes, obesidad, hipertensión… La lista de problemas no infecciosos que vienen afectando a cada vez más gente es demasiado extensa. Y buena parte de dicha lista puede ser prevenida (e incluso tratada) con base en una buena dosis de actividad física.

Es crucial reconocer esto para que los sistemas de salud piensen más en la prevención que en hacer diagnósticos y prescribir medicamentos. Esto incluso podría reducir los costes en el área de la salud.

2) Puede reducir el número de accidentes de coche

Una de las formas más inteligentes y modernas de fomentar la actividad física es priorizar el transporte público, además de valorar las aceras y el uso de la bicicleta. Al adoptar tales medidas, el número de coches circulando cae, lo que reduce el riesgo de accidentes. Además, los estudios muestran que cuanta más gente camina o anda en bicicleta, mayor es la conciencia de los conductores con ellos y con el flujo del tráfico en sí.

3) Mejora la calidad de la educación en las escuelas

Mantenerse activo en la infancia y en la adolescencia es un hábito asociado a un mejor rendimiento en la escuela y a un mayor desarrollo cognitivo. Fuera de eso, en las clases de educación física, es posible aprender mucho sobre la historia de actividades culturales vinculadas a una vida activa.

Ejercicio y sociedad

Ejercicio y sociedad

4) Disminuye la desigualdad social

Primero, valorar el transporte activo democratiza la ciudad — el costo para llegar a un lugar y disfrutar de él es mucho menor en autobús o en bicicleta que en coche. Además, la práctica deportiva, cuando es estimulada de forma inclusiva, ignora aspectos económicos e incluso de género; fomentando el respeto y la inclusión.

Todo el mundo, no importa el color, clase, sexo o credo social, puede unirse a la diversión con alguna modalidad deportiva. Los expertos destacan que los valores como el respeto, sentido de la justicia y el compañerismo son estimulados por los deportes.

5) Ayuda a evitar el cambio climático

La contaminación es un enorme factor de riesgo para los problemas de salud. Al estimular más el senderismo y las pedaladas, y menos el uso de coches, la concentración de contaminantes en la atmósfera sin duda se reduciría drásticamente.

Mas informacion sobre este tema

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

DietasSanas.es utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies