10 alimentos que garantizan una inigualable dosis de energía

Además de la elección correcta de alimentos, hacer todas las comidas y no permanecer muchas horas sin comer, en este artículo te presentamos 10 alimentos que te darán la energía necesaria para todo tu día.

Según la nutricionista Ana María Gonçalves, la elección correcta de los alimentos garantiza energía para poder realizar todas las actividades cotidianas.

“No es ninguna novedad que el desayuno es la principal comida del día, pues el organismo se encuentra con la reserva de energía de baja y necesita equilibrar sus niveles”, explica la especialista.

También refuerza la importancia de hacer todas las comidas y no permanecer muchas horas sin comer, ya que el organismo necesita de energía para sus funciones vitales.

Ana María enumeró una serie de alimentos que pueden ayudar a mitigar el cansancio y propiciar la energía. Echa un vistazo a continuación:

1 – Jugo de fruta con jengibre

Hecho a partir de los alimentos funcionales, el jugo natural con jengibre ayuda a desintoxicar el cuerpo por la mañana. Fácil de preparar, esta combinación sirve para recuperar las energías. Es un alimento que también ayuda a recuperar las energías de quien suele realizar mucho esfuerzo físico.

Según la nutricionista, lo ideal es dar preferencia a las frutas ricas en carotenoides, como la sandía, guayaba y papaya; ya que “son excelentes antioxidantes y contienen fibras”.

Así mismo, el jengibre es rico en fitoquímicos, que tienen acción anti-inflamatoria en el sistema digestivo.

Otras frutas como el mango, melocotón, piña, maracuyá y melón son ricos en potasio y en vitamina C, esenciales para un trabajo muscular. Por si fuera poco, estas frutas también ayudan a desintoxicar el hígado.

2 – Huevo

El huevo es una excelente fuente de proteína rica en cisteína, que contiene glutatión, una sustancia capaz de ayudar al organismo a revertir la fatiga, además de proporcionar una mayor sensación de saciedad a lo largo del día.

Sólo la clara tiene cuatro gramos de proteínas y vitaminas B2. Ya la gema tiene grasa, proteínas y vitaminas A, D, K y B.

Ana María recomienda el consumo de huevo por la mañana. “La idea es comer sólo después de su cocción, ya que así sus sustancias serán mejor aprovechadas”.

3 – Pan de integral

El pan es un alimento rico en carbohidratos complejos, que ayudan a mantener la energía.

“Los cereales integrales son uno de los principales alimentos prebióticos y deben formar parte de un desayuno completo, con el fin de garantizar la disposición a lo largo del día”, explica la nutricionista.

Según ella, también tienen alta capacidad hidrófila, retardan el vaciamiento gástrico, proporcionan un sustrato fermentable para las bacterias del colon, reducen la concentración plasmática de colesterol y mejoran la tolerancia a la glucosa.

“En otras palabras, son digeridos lentamente por el organismo y, por lo tanto, ofrecen una mayor sensación de saciedad”, afirma.

3 – Leches fermentadas y yogures (probióticos)

Leches fermentadas y yogures son alimentos con microorganismos vivos que, cuando se ingieren en cantidades adecuadas, promueven efectos beneficiosos para la salud.

Proporcionan entre el 25% y el 35% de la necesidad diaria de calcio y tienen otros minerales, como el potasio – responsable de la distribución adecuada de agua y sodio en el cuerpo-y el fósforo – responsable de la contracción muscular y la conducción de los estímulos nerviosos.

De acuerdo con Ana María, leches fermentadas y yogures son una excelente fuente de vitaminas con riboflavina – B2 vinculadas a la formación de glóbulos rojos, la regulación de las funciones del sistema nervioso, la visión y el metabolismo; y cobalamina – B12, que actúa directamente en la formación de células de la sangre, del sistema nervioso y de la masa ósea.

4 – Café

El café es un despertador natural, además de cafeína, la bebida también tiene trigonelina, niacina, melanoidinas, quinídeos y ácidos clorogénicos, que actúan conjuntamente en el organismo y mejoran la capacidad de concentración.

“El café también ayuda en el aumento de la velocidad de reacción, en el estado de alerta, además de mejorar el estímulo de la corteza pre-frontal, que actúa en la memoria de corto plazo y en la concentración”, afirma la especialista.

5 – Pescado en conserva

Atún y sardina en conserva son una buena fuente de ácidos grasos omega 3, fuente de vitaminas y minerales, como hierro, magnesio, fósforo, selenio, y vitaminas del complejo B. También son ricos en proteínas con poca grasa y, además, proporcionan sensación de saciedad y energía.

na dosis de energía para el trabajo

Una dosis de energía para el trabajo

6 – Aceite de oliva

El aceite de oliva es un poderoso antioxidante para quien gasta mucha energía, siendo, también, rico en grasas monoinsaturadas.

7 – Romero y cúrcuma

Estos condimentos naturales tienen una potente acción antioxidante y ayudan en la eliminación de toxinas, siendo ricos en flavonoides.

8 – Plátano

El plátano es una fruta que promete disposición a lo largo del día. Rica en fibra, vitamina C y potasio, es una excelente opción, sobre todo, para las personas con hipertensión.

9 – Oleaginosas y semillas

Almendras, avellanas, nueces, semillas de girasol, calabaza y linaza proporcionan grasas monoinsaturadas y minerales con acción antioxidante y anti-inflamatoria, además de reducir el colesterol.

10 – Guaraná natural

La guaraná natural es otra fuente de energía, contiene sustancias excitantes como la cafeína, que estimulan el sistema nervioso y mejoran las funciones psicológicas, energéticas y tónicas, cuando son ingeridas en cantidades moderadas.

Mas informacion sobre este tema

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

DietasSanas.es utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies